Servicio al cliente como sólo Apple sabe hacerlo

El fin de semana pasado tuve la oportunidad de ir a Apple para hacer valer la garantía de un iPhone 4S de un compañero de trabajo, desafortunadamente la revisión del técnico mostró que los sensores de humedad estaban activados, por lo cual el remplazo del teléfono costaría 199 dólares. Vale decir que esa suma es bastante razonable, considerando que en su momento el teléfono costó 650 dólares más impuesto. Apple mantiene este costo tan bajo para los reemplazos porque para ello tiene terminales sin caja ni accesorios, pero además parece ser una política clara de no aprovecharse del cliente.

Al aceptar pagar los 199 dólares del cambio, el técnico fue por la unidad de remplazo, al regresar me entregó el iPhone 4S, me pidió firmar por la recepción del terminal y, para mi sorpresa, me dijo que no me preocupara, que el se había manejado el asunto del pago, que no les debía nada.

Yo había leído historias como esta, jamás pensé que me pudiera suceder a mi, Apple proporciona cierto espacio de maniobra a los técnicos en sus tiendas para dar beneficios adicionales a clientes cuando se cumplen varias condiciones, una de ellas es que el cliente sea amable, a quienes tienen con mala actitud se les trata de acuerdo a las reglas, simplemente, la otra condición es el historial del cliente con la empresa. En cada transacción que he realizado con Apple en los últimos años he usado el mismo correo electrónico, mi misma Apple ID, tan sólo en los últimos 3 meses he comprado para mi o en encargos para mi familia una Mac Mini, tres iPhone 5, un iPhone 4S, un iPad Mini y un iPad con pantalla Retina, precisamente para la atención del técnico uno de los datos que me solicitaron fue mi nombre y correo electrónico, creo que Apple premió mi lealtad y además la hizo más profunda con su regalía, sólo les costó 200 dólares, y aunque ya desde antes no había ninguna duda pues ahora es más claro que jamás dejaré de ser usuario de la manzanita.