Nokia es adquirida por Microsoft

Microsoft anunció que adquirió Nokia, o de manera más clara, adquirió la división de Nokia que hace celulares, incluyendo la marca Lumia y Asha, más no la marca Nokia como tal. Es increíble ver cuanto impacto ha tenido en la industria el anuncio del iPhone en enero del 2007, desde ese momento Palm ha desaparecido, Blackberry perdió su dominio en el terreno de los teléfonos inteligentes, Motorola el pionero de la tecnología celular tiene una baja participación y fue comprado por un motor de búsqueda, y Nokia, el líder de ese momento, se ha vuelto en una máquina de perder plata y termina comprada por Microsoft. 

Infografia-Nokia-1984.jpg

Nokia se aferro por mucho tiempo a Symbian, para cuando reaccionó había perdido la oportunidad de ser relevante usando Android por lo que tuvo que tratar de ganar diferenciación recurriendo a Windows Phone. El sistema operativo de Microsoft no es malo, lo que tiene es que llegó tarde a la fiesta y eso hace difícil para desarrolladores de tercera parte justificar la inversión de lanzar aplicaciones para su plataforma. Para terminar de complicar las cosas Nokia tiene una doble cara, por un lado sus teléfonos baratos son muy populares, la otra cara son los teléfonos inteligentes Lumia que luchan por ganar mercado. Su sistema operativo Series 40 usado en los celulares inteligentes de gama baja representa el tercer sistema operativo a nivel mundial, precisamente creo que la oportunidad que ve Microsoft es migrar la línea económica al sistema operativo Windows Phone, de esa manera multiplicaría su cuota de mercado y haría más atractiva la plataforma para los desarrolladores. Además, introduciendo a usuarios de mercados emergentes a celulares Asha Windows Phone los haría más propensos a comprar un Lumia en un futuro, por el contrario un usuario de un teléfono Asha con Series 40 probablemente cuando tenga los medios optaría por un teléfono Android, porque no tendría ataduras al ecosistema.

La falta de aplicaciones no es el único problema de Microsoft y Windows Phone, aun si logran superar ese escollo Google y Apple le han sacado mucha ventaja con servicios de asistencia, Microsoft no tiene nada que pueda competir en este momento con Google Now o con Siri, elementos fundamentales para nuevas formas de interacción con nuestros celulares y sobre todo con dispositivos tipo Google Glass o relojes inteligentes. 

Como casi todos los costarricenses mayores de 30 años mi primer teléfono fue un Nokia, le tengo simpatía a la marca y espero que de la mano de Microsoft logren salir airosos, aunque es claro que están en una posición muy delicada.